0%

La afición regresa a El Malecón siete meses después y disfruta del partido de presentación frente al Burgos CF (1-2)

Alberto Delgado anotó el tanto local con un libre directo impecable; Guillermo se adjudicó las dos dianas del Burgos.

RS GIMNÁSTICA (1-4-3-3): Rubén Lavín; Fer, Chamorro, Alberto Delgado, Iñaki; Luis Alberto, Cusi, Basurto; Borty, Pepe Vicente e Iván Cabellud. También jugaron Rumenov, Fer Torre, Vitienes, Nacho Martínez, Prada, Gallo y Manu Gutiérrez.

BURGOS CF (1-4-3-3): Barovero, Álvaro, Ryan, Unda, Raúl, Cerrajería, Guillermo, Rober, Unai, Claudio y Saúl Berjón. También jugaron Míchel, Juanma, Piscu, Javi Gómez, Iago, Rubén y Mati.

Árbitros:

Saiz Pérez, asistido en las bandas por Álvarez Borbolla y Varela Cabrero.

Goles:

0-1. Guillermo (min 17)

1-1. Alberto Delgado (min 24)

1-2. Guillermo (min 38)

Cesó la lluvia en la tarde de miércoles y llegó el público a El Malecón, después de más de 260 días, con cerca de 400 espectadores en las gradas que cumplieron con las medidas sanitarias exigidas para su acceso. Tenía ganas, el respetable, de cantar goles de su equipo, de animar a los suyos y de volver a escuchar el himno de su equipo por megafonía.

Fue Pepe Vicente quien desató los primeros aplausos con un remate potente de volea que despejó con los puños Barovero. Los de Mateo García salieron al césped con unas ganas propias de un equipo que, en menos de diez días, comienza la competición oficial y que, en frente, sabía que aguardaba un equipo de superior categoría. 

Reaccionó el Burgos ante la oleada inicial con un gol que no subiría al marcador por falta del propio Claudio sobre Iñaki antes de producirse el remate definitivo. Sí atinó Guillermo, culminando una jugada asociativa entre Berjón y Cerrajería. 0-1 en prácticamente el primer acercamiento de los burgaleses.

La respuesta en forma de auténtico golazo no tardaría en llegar, superado el ecuador de la primera mitad, con uno de los tantos de más bella factura vistos en El Malecón en los últimos años. Falta en la frontal del área, aparentemente para un futbolista diestro. Pepe Vicente toma carrerilla pero finalmente es Alberto Delgado quien golpea por fuera de la barrera y coloca la pelota en la escuadra, situando el empate en el marcador. 

Se estiró la Gimnástica, que pudo remontar por la vía rápida con un cabezazo de Iván Cabellud que despejó con problemas el meta visitante. En la continuación de la misma acción Iñaki envió alto su remate desde el pico del área, en un momento en el que, sin duda alguna, los locales dominaban el partido.

La diferencia de categoría quedó manifiesta por completo cuando, ya por el 38', Guillermo cabeceaba solo en el segundo palo después de una sucesión de errores de la zaga, colocando el 1-2 con el que se enfilaría camino de vestuarios.

La entrada de Gallo, Nacho Martínez y Prada dotó a los blanquiazules de más frescura en ataque mientras que Rumenov, el cuarto en entrar en escena tras el descanso, detuvo una pena máxima a Juanma a los tres minutos de la reanudación. 

El Burgos pareció conformarse con su mínima renta y aculó filas. La Gimnástica, dominadora de la posesión, intentó agilizar la circulación de lado a lado pero se veía incapaz de superar las dos líneas bien plantadas de los visitantes. El partido, que fue perdiendo en ritmo con el paso de los minutos, apenas registró dos ocasiones locales por medio de Borty y Gallo, en tanto que Unda y Álvaro pudieron sentenciar para el Burgos.

El equipo torrelaveguense, que contó con las bajas por lesión de Casta, Camus y Palazuelos, regresará hoy a los entrenamientos (19:00 horas) para realizar una sesión regenerativa, haciendo lo propio mañana -misma hora-, y descansando el fin de semana, con vistas a recargar pilas y volver al tajo la próxima semana que será, ya por fin, la que dé el pistoletazo de salida a la competición.